Por Abraham Reza y Katia D’Artigues

La comunidad sorda fue excluida del Grito del pasado 15 de septiembre, también se quejan sobre el recuadro de las mañaneras: es muy chico y no se entiende 

La noche del 15 de septiembre la comunidad sorda en el país externó su molestia al ver que, durante la celebración de El Grito de Independencia en Palacio Nacional,  justo cuando el presidente dio sus 20 “Vivas”, la transmisión oficial en cadena nacional desapareció el recuadro en el que habitualmente aparecen los intérpretes en lengua de señas mexicana (LSM) replicando el mensaje de Andrés Manuel López Obrador. Al día siguiente, durante el Desfile Militar, el recuadro también desapareció a mitad del Himno Nacional. 

Ernesto Escobedo, investigador de la comunidad sorda en la Ciudad de México, expresó que esto fue un acto de “discriminación” para las personas con esta discapacidad, pero no solo eso, aseguró se trató de una violación a sus derechos de comunicación. 

“Me ocasionó molestia debido a que solo vimos que gritaban, pero no sabíamos que decían y esto me pareció una falta de de respeto hacia la comunidad sorda; fue una violación de derechos de comunicación y del derecho a la  accesibilidad”.  

Hayde Noemí Torres comentó en faisbuc, casi 17 millones de mexicanos vieron el grito de amlo en television en cadena nacional obligatoria, segun publico hoy el preriodico El Universal. Pero a los sordos nos quitaron el recuadro e los interpretes de lengua de señas justo cuando venia lo mero bueno. Creimos que sería histórico, por primera vez en todo méxico el grito de la independencia con servicio de interpretación para nosotros. Si queríamos ver los 20 vivas de AMLO por qué los quitaron, ¿quien tendrá la respuesta?

Aquí puedes ver el post completo en Facebook

Fue un error técnico: Jenaro Villamil

El presidente del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano, Jenaro Villamil, aceptó que tuvieron un error durante las dos transmisiones.

“Hubo un problema técnico en la cámara que estaba apuntando a los intérpretes. En la transmisión de la cadena nacional se desplegaron siete cámaras de Cepropie. En el frenesí del switcheo, de estar cambiando de cámaras, esa cámara no funcionó. Estábamos al aire y no se pudo arreglar en ese momento. Esa es la explicación. Fue un error desde el punto de vista que lo quieras ver. La interpretación simultánea para personas con debilidades auditivas debe ser permanente”, nos dijo Villamil. 

Lo mismo pasó al día siguiente a media interpretación del Himno Nacional, aseguró.

Por lo general nos enfrentamos a que en el tema de la interpretación en lengua de señas muchos productores no entienden su importancia y sienten que ‘afea’ el cuadro.

Son criterios viejos que a veces aplican los productores, pero en este caso toda la interpretación estuvo con señas, salvo el Grito y eso es lo grave. No hubo una decisión deliberada pero sí es un error, eso hay que asumirlo.

Otro problema: el recuadro en las ‘mañaneras’ es muy pequeño

Para la comunidad de sordos en el país esto no es nuevo, pues aseguran siempre hay una violación a su derecho de accesibilidad en este tipo de eventos institucionales que lleva a cabo el presidente, pese a que sí se incorpora un recuadro con intérpretes desde febrero de este año. 

“Casi nadie ve las mañaneras porque el recuadro donde sale el intérprete es demasiado pequeño. Si quieres que una persona sorda le ponga atención al recuadro este debe ser más grande o estar a media pantalla porque lo que sale es un mini recuadro y por esa razón la mayoría de las personas sordas simplemente no lo ven, no permite que el discurso se comprenda”, señaló Escobedo.

De acuerdo con el también jefe de la unidad de la jefatura departamental para la asesoría de personas con discapacidad física y sensorial de la CdMX, una de las principales quejas que recibe de personas con esta discapacidad es que aseguran nadie los está tomando en cuenta y también quieren involucrarse en la vida política del país.

Indicó que quizá otra opción es subtitular el mensaje, pues hay personas que no toda la vida han vivido con esta discapacidad y por ello algunas sí podrían leer los subtítulos.

“Lo que sea, pero es necesario cubrir esta necesidad porque eso permitirá que el sordo se integre a la vía política del país. Las personas oyentes escuchan todo, pero nosotros no alcanzamos a entender y creo que si este gobierno es para todos, deben incluirnos a las minorías también”.

Villamil dice que no vería problema en ampliar el cuadro en LSM. “Aunque ahí hay que tocar base con comunicación social de Presidencia”. Asegura que presentar una queja ante la defensora de audiencias del Sistema que encabeza, Beatriz Solís, contribuiría a documentar la necesidad. ¿Quién se anima a presentar la queja?